lunes, 11 de mayo de 2015

El 30 de agosto de 1965 se fundó la Cooperativa de Detallistas de Ultramarinos «LA INMACULADA»

El 30 de agosto de 1965 se fundó la Cooperativa de Detallistas de Ultramarinos «LA INMACULADA», que tenía su domicilio social en la calle Buenos Aires núm. 11. Con el objeto de favorecer al público consumidor, ofreciéndole los artículos del ramo de la alimentación en las mejores condiciones de precio y calidad, varios detallistas de La Línea concibieron la idea de constituir esta sociedad. La idea fue magníficamente acogida por numerosos detallistas.. Después de varias reuniones previas se acordó la redacción de los estatutos, que fueron elevados en su día a los organismos competentes y posteriormente aprobados por la Sección de Cooperativas de la Dirección General de Promoción Social del Ministerio de Trabajo.



Se constituyo la Cooperativa con un capital inicial de 1.200.000 pesetas. Fue inscrita la entidad con el núm. 13.151 en el Registro Oficial de Cooperativas del Ministerio de Trabajo y encuadrada en la Unión Nacional de Cooperativas Industriales.

La Junta Rectora de la Cooperativa de Ultramarinos «LA INMACULADA» estaba Integrada por un Jefe, un secretario, un tesorero y cuatro vocales. Todos los cargos de la Junta Rectora duraban un año y se renovaran por mitad cada año, pudiendo ser reelegidos.

En julio de 1966, la Junta Rectora de la Cooperativa «LA INMACULADA» estaba constituida por:

PRESIDENTE: Don   Cristóbal Carrasco Vázquez.
SECRETARIO: Don Miguel Bonmati González
TESORERO: Don Juan Garesse González.
VOCALES:
Don Antonio Martínez Alarcón
Don Diego Amado Ramírez
Don José Ordóñez Pérez
Don Manuel Corbacho Lago

En esa misma fecha la Cooperativa contaba con 76 socios y estaba encuadrada en el Sindicato Provincial de la Alimentación de Cádiz. Todos estos asociados eran comerciantes detallistas del Ramo de la Alimentación con establecimiento abierto en La Línea, ya que ésta era condición imprescindible para ingresar en la entidad.

El articulo segundo de los Estatutos de la Cooperativa de ámbito local «LA INMACULADA», decía:


«El objeto de esta sociedad es: La realización de compras en común de artículos propios del ramo de la alimentación en lugares de origen y a otros proveedores, en cantidades que permitan obtener mejores precios y calidades, con el fin de distribuirlos entre sus asociados, sin ánimo de lucro, y si el de lograr objetivos comunes de orden económico-social, pretendiendo con ello ofrecerlos al público consumidor en las mejores condiciones de precio y calidad ».



No hay comentarios:

Publicar un comentario